Entrevista Julen Ussia - ESPACIO ABASTOS
coworking, Madrid, estudio, fotografía, fotografia, diseño, talleres, eventos, local, alquiler
1925
page-template-default,page,page-id-1925,qode-social-login-1.0.2,qode-restaurant-1.0,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-4.6,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

¿Cómo estás afrontando esta situación? ¿A qué estás dedicando el tiempo?

Estoy viviendo estos días con total tranquilidad y cierta sensación positiva, tanto por lo que supone la situación en sí como lo que intuyo me pueda aportar a nivel personal cuando todo pase.

Nunca me ha gustado pasar demasiado tiempo en casa. Normalmente, me despierto temprano y ya salgo a la calle a por un café, desayunar y ponerme en casa. Por tanto, el día empieza por desayunar aquí y comenzar a reconciliarme poco a poco con este estudio en el que vivo desde hace aproximadamente medio año. No tengo rutinas fijas; voy improvisando, hago cosas de casa, miro documentales, hablo con amigos… como he dicho, lo que surja!

¿Cuáles están siendo tus mayores dificultades?¿y facilidades?

Mi trabajo, tanto el personal como el que dedico a la docencia, es puramente trabajo de taller. Ahí la primera dificultad en ambas tareas. A nivel personal me estoy tomando un pequeño descanso en cuanto a pensar nuevas cosas que hacer o proyectar. Sin embargo, es innegable que echo de menos el taller y improvisar, ya que no trabajo demasiado con esbozos. Por lo que responde a las clases, hago un ejercicio de transformación de su estructura y contenidos intentando adaptarlos a lo doméstico a través de videos, tutoriales, referentes.. y pequeñas prácticas auxiliares que, lejos de sustituir a las del taller de cerámica, puedan suponer un complemento interesante y una apertura de miras creativamente.

¿Te está resultando inspiradora esta etapa para comenzar nuevos proyectos?

Como decía en la pregunta anterior, estoy tomando un descansito en ese sentido. No descarto ponerme a ello a medida que pasen los días, pero el cuerpo pedirá. Desde Ceniceres Siempre sigo en contacto cercano con Joel y tenemos ganas de más, con lo que estamos pensando en qué poder hacer desde casa juntos pero en distancia. El proceso creativo con él es tan potente como gracioso y divertido, rozando lo banal a veces jeje. Quizás es tiempo de preparar el siguiente ”no se qué” SIEMPRE.

¿Cómo crees que afectará lo que estamos viviendo a tu futuro como artista?

Eso está tan ligado y fundido con mi vida personal que supongo que tendrá una influencia recíproca. Creo que mi trabajo personal roza una cierta relación de eficiencia y precariedad en las construcciones y procesos. Supongo que tendremos que adaptarnos a cualquier situación presente y futura. La vida es un proceso continuo de  luchas por la adaptación. Desde hace años siento en afrontarlas con actitudes que respondan o nazcan desde la escasez y una vida sin excesos.

¿Qué opinas de la función de las redes sociales para tu trabajo en este momento?¿están siendo un punto a favor o en contra?

Creo que sí, es momento de tirar de archivo y proyectos no publicados. Su rescate es enriquecedor porque ayuda a conectar con lo que venimos haciendo y haremos, que es básico para la creación bajo mi punto de vista. Lejos de poder hacer algo ahora mismo, está bien poder seguir mostrando parte del trabajo hecho hasta ahora. Por otro lado, la ingesta de documentales y nuevos referentes también es rico, ya que en la vorágine cotidiana tal vez no le dediquemos tanto tiempo normalmente. 

 

¿Ha surgido alguna nueva amistad con tus vecinos de en frente?

Al vecino de al lado lo conocía del bar de abajo de mi casa. Ahora está súper motivado a las 20h de la tarde y anima a toda la acera de enfrente (vivimos en la gran vía así que no nos da para hablar con ellos) gritándoles ”ME ABURRO!” o ”VAMOS, ANIMO QUE PODEMOS!!. De mi vecina de al lado no sé nada, quizás se haya ido. Al de abajo le veo la cabeza cuando aplaudimos pero solo he hablado con el una vez. Sorpresa, porque pensaba que ahí vivía una mujer jaja.